Make your own free website on Tripod.com








REFLEXIONES®
«««FAMILIA»»»













Home

ººººººREFLEXIONESºººººº | «««TERCERA EDAD»»» | «««RELIGION»»» | «««MUJER»»» | «««MOTIVACIONALES»»» | «««ENSEÑANZAS»»» | «««FAMILIA»»» | «««AMISTAD»»»




















FAMILIA

index-2.gif

ºººEL HOGARººº

Hogar, es un mundo de dificultades afuera y un mundo de amor adentro.

Hogar, es el lugar donde los pequeños son grandes y los grandes son pequeños.

Hogar, es el reino del padre, el mundo de la madre y el paraíso de los hijos.

Hogar, es el lugar donde rezongamos más y somos mejor tratados.

Hogar, es el centro de nuestros afectos, alrededor del que se tejen los mejores deseos.

Hogar, es el lugar donde nuestro estómago recibe tres comidas diarias y nuestro corazón mil.

Hogar, es el único lugar de la tierra donde los fracasos y las faltas de la humanidad quedan ocultos bajo el suave manto del amor.

Hogar, es el lugar donde los afectos deben ser cultivados y no reprimidos.

Hogar, es un pequeño cielo en la tierra, es un rincón de paz.Hogar, es un mundo de dificultades afuera y un mundo de amor adentro.

Hogar, es el lugar donde los pequeños son grandes y los grandes son pequeños.

Hogar, es el reino del padre, el mundo de la madre y el paraíso de los hijos.

Hogar, es el lugar donde rezongamos más y somos mejor tratados.

Hogar, es el centro de nuestros afectos, alrededor del que se tejen los mejores deseos.

Hogar, es el lugar donde nuestro estómago recibe tres comidas diarias y nuestro corazón mil.

Hogar, es el único lugar de la tierra donde los fracasos y las faltas de la humanidad quedan ocultos bajo el suave manto del amor.

Hogar, es el lugar donde los afectos deben ser cultivados y no reprimidos.

Hogar, es un pequeño cielo en la tierra, es un rincón de paz.



ººººººººººPOR FAVOR MAMA Y PAPAºººººººººº

"Mis manos son pequeñas y por eso se me derrama la leche aunque no quiera"
"Mis piernas son cortas, por favor, espérame y camina más despacio, así puedo andar contigo"
"No me pegues en las manos cuando toco algo lindo y de color brillante. Es que quiero aprender"
"Por favor, mírame cuando te hablo. Así sé que me estás escuchando"
"No me regañes todo el día... Déjame equivocar sin hacerme sentir estúpido"
"No esperes que el dibujo que pinte sea perfecto... Amame por haber tratado de hacerlo bien"
"Recuerda que soy un niño, no un adulto pequeño... A veces no entiendo lo que me dices"
"Te quiero tanto... por favor, ámame por lo que soy, no por las cosas que hago"
"No me rechaces cuando estés molesta conmigo y vengo a darte un beso... Me siento solo, abandonado y con miedo"
"Cuando me gritas, me asusto... Por favor, explícame que he hecho"
No te enfades cuando en la noche las sombras y la obscuridad me dan miedo, y me despierto y te llamo. Tu abrazo es lo único que me devuelve la paz"
"Cuando vamos a las tiendas no sueltes mi mano... Temo perderme y que no me encuentres jamás"
"Me siento muy triste cuando papá y tú discuten... A veces pienso que es por culpa mía y se me encoge el estómago y no sé qué hacer"
"Muchas veces veo que abrazas y acaricias a mi hermano... ¿Lo quieres más que a mi?
"Me regañaste cuando rompí mi juguete favorito y me eché a llorar; yo estaba triste y peor que tú... No lo hice a propósito y me quedé sin él"
" Te molestaste porque me ensucié jugando... Pero la sensación del barro en mis pies era tan rica y la tarde tan linda..."
"Hoy te sentiste mal y yo me preocupé mucho. Traté de entretenerte con mis juegos y me dieron un par de nalgadas y me sacaron de tu lado... Me fui a un rincón a llorar... ¿Que haría yo si tú te murieras?"
"Me meten miedo con el infierno y no sé lo que es... Debe ser algo tan terrible como estar sin ti"
"Aunque me dejaron con los tíos y la pasé bien, les eché mucho de menos toda la semana... Ojalá no hubiera vacaciones para los papás"
" ¡Tengo mucha suerte entre todos los niños que hay en el mundo... ! Ustedes me escogieron a mi"



ººººººººººPOR QUE LOS HIJOS NO ESPERANºººººººººº

Hay un tiempo para anticipar la llegada del bebé,
un tiempo para consultar al médico.
Un tiempo para hacer dieta y ejercicio,
y un tiempo para preparar el ajuar.
Hay un tiempo para maravillarse
en los caminos de Dios,
sabiendo que este es el destino
para el cual fuí preparada.
Un tiempo para soñar
lo que será este niño cuando crezca.
Un tiempo para pedirle a Dios que me enseñe
a criar al hijo que llevo en mis entrañas.
Un tiempo para preparar mi alma
para alimentar la suya,
pues pronto llega el día en que nacerá,
PORQUE LOS HIJOS NO ESPERAN

Hay un tiempo para alimentarlo durante la noche,
para cólicos y biberones.
Hay un tiempo para mecerlo
y un tiempo para pasearlo por la habitación.
Un tiempo para ejercer la paciencia
y la abnegación.
Un tiempo para demostrarle que su nuevo mundo,
es un mundo de amor, de bondad
y de dependencia.
Hay un tiempo para maravillarse de lo que él es,
ni mascota ni juguete;
sino una persona, un individuo,
un ser creado a la imagen de Dios.
Hay un tiempo para reflexionar
acerca de mi mayordomia
para saber que no puedo poseerelo,
que no es mío;
que he sido elegida para cuidar de él,
para amarlo, disfrutar de él,
edificarlo y responder ante Dios por él.
He resuelto hacer lo máximo a mi alcance,
PORQUE LOS HIJOS NO ESPERAN

Hay un tiempo para tenerlo entre mis brazos
y contarle la historia más hermosa
que jamás haya oído.
Un tiempo para mostrarle a Dios en la tierra,
en el cielo y en la flor,
y enseñarle a maravillarse
y sentir asombro.
Hay un tiempo para dejar a un lado los platos sucios
y llevarlo al parque a columpiarse.
De correr con él una carrera,
hacerle un dibujo, atrapar una mariposa
y darle compañerismo lleno de alegría.
Hay un tiempo para enseñarle el camino
y enseñarle a orar con sus labios de niño.
Enseñarle a amar la Palabra de Dios,
PORQUE LOS HIJOS NO ESPERAN

Hay un tiempo para cantar en vez de renegar,
sonreír en vez de fruncir el ceño,
de secar lágrimas y reírse de los platos rotos.
Un tiempo para compartir con él mis mejores actitudes,
mi amor por la vida, mi amor por Dios,
mi amor por los míos.
Hay un tiempo para contestar a sus preguntas,
a todas sus preguntas,
porque quizá vendrá el momento
en que no querrá escuchar mis respuestas.
Hay un tiempo para enseñarle los juguetes.
Hay un tiempo para enseñarle lo hermoso del deber cumplido,
de adquirir el hábito de leer la Biblia,
de gozarse en la comunión
y adoración enmedio de los suyos,
de conocer la paz que viene de la Oración,
PORQUE LOS HIJOS NO ESPERAN

Hay un tiempo para verlo partir
valientemente a la escuela y extrañar su manera de estar siempre alrededor mío.
De saber que hay otros que atraen su interés,
pero de saber que estaré allí
para responder a su llamado
cuando vuelva de la escuela.
De escuchar con interés sus descripciones
de lo acontecido en ese día.
Hay un tiempo para enseñarle a ser independiente,
a tener responsabilidad, autodiciplina.
De ser firme pero afectuosa,
de saber diciplinarlo con amor;
porque pronto llegará el momento
de dejarlo partir y se soltar
los lazos que lo sujetan a mi falda,
PORQUE LOS HIJOS NO ESPERAN

Hay un tiempo para atesorar
cada instante fugaz de su niñez;
sólo 18 preciosos años para inspirarlo y prepararlo.
No voy a cambiar este derecho natural
por ese plato de lentejas llamado
POSICION SOCIAL o REPUTACION PROFESIONAL
o UN CHEQUE DE SUELDO.
Una hora de dedicación HOY,
podrá salvar años de dolor mañana.
La casa puede esperar,
los platos pueden esperar,
la pieza nueva puede esperar,
PERO LOS HIJOS NO ESPERAN

Llegará el momento en que ya no habrá más puertas que golperar,
ni juguetes en la escalera, ni peleas entre ellos,
ni marcas en las paredes;
entonces podré mirar atrás con gozo
y no con pesar;
será el tiempo de concentrarme en un servicio fuera de mi hogar,
de visitar a los enfermos,
a los que han perdido a sus seres queridos,
a los desanimados,
a los que no tienen instrucción.
Para entonces dar mis servicios a los pequeñitos.
Habrá un tiempo para mirar atrás
y saber que estos años de ser madre,
no se desperdiciaron.
Pido a Dios que llegue el momento
en que pueda ver a mi hijo
hecho un hombre íntegro y recto,
amando a Dios y sirviendo a los demás.
Dios mío, dame sabiduría para saber
que HOY es el día de mis hijos.
No existen los momentos de poca importancia
en sus vidas.
Que sepa comprender que no hay carrera mejor.
Ni trabajo más remunerador.
Ni tarea más urgente.
Que no postergue ni descuide mi labor.
Que pueda aceptarla con gozo
y que con la ayuda del Espíritu,
y por tu gracia me dé cuenta

QUE EL TIEMPO ES BREVE, Y QUE MI TIEMPO ES HOY.



ººººººººººTEMORESºººººººººº

Cae la noche y los temores vienen a mí...

No por mí...Sino por mis niños.
Que dura la vida...Que difícil vivirla...

Desde el mismo momento en que en nuestro vientre comienza a crecer esa semilla llamada hijo,empiezan nuestros temores y preocupaciones....

No hay descanso hasta el último día...El día que tú o ellos dejen de existir...

Por todos los medios tratamos de que esa semilla que germinó en nuestro seno no sufra...pero eso es imposible...

Por más que tratemos de preparar un un camino de rosas...ellos encontrarán inevitablemente espinas...
Esa es la ley de la vida...

Pero para eso estamos aquí, para suavizarles ese camino...
Me da miedo el futuro...lo desconocido...los veo junto a mí...y me siento felíz...pero me asalta el temor de no saber lo que sucederá.

Recuerdo cuando de niños besaba sus piecesitos...cuando les daba de comer...
Cuando entre mis brazos los dormía...mi calor los arrullaba...
Cuando mi risa se unía a la de ellos...

Y mi llanto en mis momentos de infortunio mojaban sus caritas curiosas y ansiosas de saber que era lo que
nos iba a suceder...

Cuando todos dormían...Cuando la casa estaba en silencio...
Cuando la soledad me consumía...Me levantaba de mi cama y los miraba....y me daban fuerzas para seguir hacia adelante.

En su blanca inocencia te sugieren ideas que en el momento no puedes ni entender...

El tiempo pasa...
Jóvenes casadas...estudiantes...adolescentes...
Pero siguen siendo mis pequeños niños...
Y mis temores están siempre conmigo...

Cada vez que nos separamos trato por todos los medios dejarles saber que los quiero...

Que no importa dónde estén o dónde esté yo...siempre, siempre estarán en mis oraciones y en mi corazón...

Del pasado aprendí lo que vivo en el presente, del presente aprendo para así poder tener un buen futuro junto a ellos...

Y a Dios ruego porque mis temores de madre desaparezcan...

Y cada día que pase , lazos de amor, ternura y comprensión me unan a ellos...



ººººººººººLAGRIMASºººººººººº

¿Porqué lloras mamá?" le pregunto un niñito a su madre.

"Porque soy mujer" le contesto la mujer.

"Pero yo no entiendo", dijo el niño.

Su madre se inclino hacia el y abrazandolo le dijo, "Y nunca lo entenderas"...

Mas tarde el niñito le pregunto a su padre, "¿porque mamá llora a veces sin ninguna razón?".

"Todas las mujeres lloran siempre por ninguna razón" era todo lo que el padre le podia contestar.

El pequeño niño crecio y se convirtio en todo un hombre preguntandose todavia porque era que las mujeres lloraban.

Un día el niño convertido en hombre se inclino y le pregunto a DIOS, "DIOS, ¿porque lloran tan facilmente las mujeres?" y DIOS le dijo..."

Cuando hice a la mujer tenia que ser algo especial.

Hice sus hombros lo suficientemente fuertes como para cargar el peso del mundo entero pero a la misma vez lo suficientemente suave para confortar.

Le di una inmensa fuerza interior para que pudiera soportar el dar a luz y hasta el rechazo que muchas veces proviene de sus propios hijos.

Le di una dureza que le permite seguir adelante y cuidar a su familia a pesar de las enfermedades y la fatiga y sin quejarse aun cuando otros se rinden.

Le di la sensibilidad para amar a un niño bajo cualquier circunstancia,aun cuando su niño la halla lastimado mucho.

Esa misma sensibilidad que hace que cualquier tristeza, llanto o dolor del niño desaparezca y que le hace compartir las ansiedades y miedos de la adolescencia.

Le di la fuerza suficiente para que pudiera perdonar a su esposo de sus faltas y la moldee de una de sus costillas para que ella pudiera cuidar de su corazón.

Le di sabiduria para saber que un buen esposo nunca lastimaria a su esposa y a veces le pongo pruebas para medir su fuerza y su determinacion para mantenerse a su lado a pesar de todo.

Le di las lagrimas y son de ella exclusivamente para usarlas cuando las necesite. Es su unica debilidad...es una lagrima por la humanidad".



ººººººººººCUANDO CREISTE QUE NO TE VEIAºººººººººº

Cuando creíste que no veía, te ví poner mi primer dibujo en el refrigerador, y quise pintar uno mas.

Cuando creíste que no veía, te ví alimentar a un pájaro herido, y pensé que era bueno ser gentil con los animales.

Cuando creiste que no veía, te ví prepararme mi pastel favorito, y supe que las pequeñas cosas son cosas especiales.

Cuando creiste que no veía, te escuché decir una oración, y creí que existe un Dios al que siempre le podré hablar.

Cuando creíste que no veía, sentí que me diste un beso en la noche, y me sentí amado.

Cuando creíste que no veía, ví lágrimas caer de tus ojos, y aprendí que algunas veces hay cosas que duelen, y que llorar esta bien.

Cuando creíste que no veía, te ví preocuparte por mí y quise ser todo lo posible que yo pudiera ser.

Cuando creíste que no veía, ví... y quise decir Gracias Mamá por todas las cosas que ví mientras tu creías que yo no estaba viendo.

Gracias: Mama, Papa, Hermana, Hermano, Amigo, Amiga, Esposa, Esposo, Abuelita, Prima, Compañera, etc...

A quien le das las gracias.... quien te dará las gracias...


ººººººººººEL AMOR MAS GRANDE DEL MUNDOºººººººººº

El día que mi María José nació, en verdad no sentí gran alegría porque la decepción que sentía parecía ser más grande que el gran acontecimiento que representa tener hijo. Yo quería un varón.
A los dos días de haber nacido, fui a buscar a mis dos mujeres, una lucía pálida y la otra radiante y dormilona. En pocos meses me dejé cautivar por
la sonrisa de María José y por el negro de su mirada fija y penetrante, fue entonces cuando
empecé a amarla con locura, su carita, su sonrisa y su mirada no se apartaban ni un instante de mi pensamiento todo se lo quería comprar, a miraba
en cada niño o niña, hacía planes, todo sería para
mi María José.

Este relato era contado a menudo por Randolf, el padre de María José:
Yo también sentía gran afecto por la niña que era la razón más grande para vivir de Randolf, según decía el mismo.
Una tarde estaba mi familia y la de Randolf haciendo un picnic a la orilla de una laguna cerca de casa y la niña entabla una conversación con su papá, todos escuchábamos.

-Papi, cuando cumpla quince años,
¿Cuál será mi regalo?.
-Pero mi amor si apenas tienes diez añiitos,
¿No te parece que falta mucho para esa fecha?.
-Bueno papi, tu siempre dices que el tiiempo pasa volando, aunque yo nunca lo he visto por aquí.

La conversación se extendía y todos participamos de ella. Al caer el sol regresamos a nuestras casas.

Una mañana me encontré con Randolf enfrente del colegio donde estudiaba su hija quien ya tenía catorce años.
El hombre se veía muy contento y la sonrisa no se apartaba de su rostro. Con gran orgullo me mostró el registro de calificaciones de María José, eran notas impresionantes, ninguna bajaba de veinte puntos y los estímulos que les habían escrito sus profesores eran realmente conmovedores, felicité al dichoso padre y le invité a un café.

María José ocupaba todo el espacio en casa, en la mente y en el corazón de la familia, especialmente el de su padre. Fue un domingo muy temprano cuando nos dirigíamos a misa, cuando María José tropezó
con algo, eso creímos todos, y dio un traspié,
su papá la agarra de inmediato para que no cayera. Ya instalados en nuestros asientos, vimos como
María José fue cayendo lentamente sobre el banco y casi perdió el conocimiento. La tomé en brazos mientras su padre, buscaba un taxi y la llevamos al hospital.

Allí permaneció por diez días y fue entonces cuando le informaron que su hija padecía de una grave enfermedad que afectaba seriamente su corazón, pero no era algo definitivo, que debía practicarle otras pruebas para llegar a un diagnóstico firme.

Los días iban transcurriendo, Randolf renunció a su trabajo para dedicarse al cuidado de María José, su madre quería hacerlo pero decidieron que ella trabajaría, pues sus ingresos eran superiores a los de él.
Una mañana Randolf se encontraba al lado de su hija cuando ella le pregunta:

-¿Voy a morir, no es cierto?.Te lo dijeeron los médicos.
-No mi amor, no vas a morir, Dios que ees tan grande, no permitiría que pierda lo que más he amado en el mundo respondió el padre.

-¿Van a algún lugar?. ¿Pueden ver desdee lo alto a las personas queridas?.¿Sabes si pueden volver?.

-Bueno hija, respondió, en verdad nadiee ha regresado de allá a contar algo sobre eso, pero si yo muriera, no te dejaría sola. Estando en el mas allá buscaría la manera de comunicarme contigo, en última instancia utilizaría el viento para venir a verte.
-¿Al viento?.Replicó María José.¿Y cómoo lo harías?.
-No tengo la menor idea hija, solo sé qque si algún día muero, sentirás que estoy contigo cuando un suave viento roce tu cara y una brisa fresca bese tus mejillas.

Ese mismo día por la tarde, llamaron a Randolf,
el asunto era grave, su hija estaba muriendo, necesitaban un corazón pues el de ella no resistiría sino unos quince o veinte días más.
¡Un corazón!.¿Dónde hallo un corazón?.
Lo vendían en la farmacia acaso, en el supermercado, o en una de esas grandes tiendas
que propagan por radio y televisión.
¡Un corazón!.¿Dónde?.

Ese mismo mes, María José cumpliría sus quince años. Fue el viernes por la tarde cuando consiguieron un donante, las cosas iban a cambiar. El domingo por la tarde, ya María José estaba operada. Todo salió como los médicos lo habían planeado.¡Éxito total!.

Sin embargo, Randolf no había vuelto por el hospital y María José lo extrañaba muchísimo. Su mamá le decía que ya que todo estaba bien y que será el papá quien trabajaría para sostener la familia, María José permaneció en el hospital por quince días mas, los médicos no habían querido dejarla ir hasta que su corazón estuviera firme y fuerte y así lo hicieron.
Al llegar a casa todos se sentaron en un enorme sofá y su mamá con los ojos llenos de lágrimas le entregó una carta de su padre.

María José, mi gran amor:
"Al momento de leer mi carta, debes tener quince años y un corazón fuerte latiendo en tu pecho, esa fue la promesa de los médicos que te operaron.
No puedes imaginarte ni remotamente cuanto lamento no poder estar a tu lado en este instante. Cuando supe que ibas a morir sentí que yo también moriría contigo, y me preguntaba ¿qué podía hacer?... después de tanto pensar y sentir mil cosas dentro de mi, decidí finalmente que la mejor manera de hacer algo por ti era darle respuesta a una pregunta que me hiciste cuando tenias diez años y a la cual no respondí. Decidí hacerte el regalo más hermoso que nadie jamás ha hecho. Te regalo mi vida entera, sin condición alguna para que hagas con ella lo que creas que es mejor, sintiendo muchas cosas bellas y sabiendo que en el mundo lo más importante es que quieras vivir, ¡Vive hija!.
Te amo!!!!...
También quiero que sepas que hoy, mañana y siempre estaré a tu lado, siempre.
Te Amo y siempre Te Amaré, porque eres lo más grande y hermoso que Dios me ha dado... siempre estaré contigo, siempre TE AMARÉ...


María José lloró todo el día y toda la noche. Al día siguiente, fue al cementerio y se sentó sobre la tumba de su papá, lloró como nadie lo ha hecho y susurró:

-Papi ahora puedo comprender cuanto me amabas, yo también te amo aunque nunca te lo dije. Por eso también comprendo la importancia de decir "TE AMO".Y te pido perdón por haber guardado silencio... en ese instante las copas de los árboles se movieron suavemente y cayeron algunas flores.

Sintió María José que un suave viento rozó su cara y una brisa fresca besó sus mejillas. Alzó la mirada al cielo sintiendo una paz inmensa y dio gracias a Dios por eso. Se levantó y caminó a casa con la alegría de saber que lleva en su corazón
"el amor más grande del mundo"...


ººººººººººEMPLEO VACANTEºººººººººº

Se solicita AMA DE CASA para el puesto se requiere de la solicitante afortunada, que realice y coordine las siguientes funciones:
Acompañante, consejera, directora, administradora, agente de compras, maestra, enfermera, cocinera, nutricionista, decoradora, limpiadora, chofer, supervisora del cuidado de los niños, trabajadora social, psicóloga y organizadora de recreaciones.

REQUISITOS:
La solicitante debe tener una auto motivación ilimitada y el más fuerte sentido de responsabilidad si quiere tener éxito en este trabajo.
Debe ser independiente y con iniciativa, capaz de trabajar aisladamente y sin supervisión.
Ser eficiente en el manejo de personas de todas las edades y apta para trabajar en condiciones de estrés durante largos periodos, si fuera necesario.
También debe contar con la flexibilidad suficiente para hacer un gran número de tareas conflictivas al mismo tiempo, sin cansarse y con la adaptabilidad para manejarse sin problemas en los distintos cambios del desarrollo de la vida del grupo, incluyendo emergencias y crisis serias.
Debe ser capaz de comunicarse acerca de un sinnúmero, de asuntos con gente de todo tipo, incluyendo: burócratas, maestros de escuela, médicos, dentistas, trabajadores, comerciantes, adolescentes y niños.
Ser competente en los oficios arriba mencionados, sana, creativa y extrovertida; para alentar y ayudar al desarrollo físico y social de los miembros del grupo.
Tener imaginación, sensibilidad, calor, amor y comprensión, ya que será, la responsable del bienestar mental y emocional del grupo mencionado.

HORARIO DE TRABAJO:
Todo el tiempo en que permanezca despierta, así como turnos de veinticuatro horas cuando sea necesario.

REMUNERACIÓN:
Ningún salario o sueldo.
El gasto será negociado de vez en cuando.
Se le puede requerir a la solicitante afortunada que consiga un segundo trabajo además del que se anuncia ahora, para ayudar al sostenimiento del grupo.

BENEFICIOS:
Ninguna vacación garantizada, ni siquiera por enfermedad, maternidad o largo servicio.
Ningún seguro de vida o por accidentes.
Tampoco se ofrece compensación alguna para la solicitante contratada.

Solo una madre con su infinito amor, tomaría el empleo, pues solo ella puede pasar por todo con tal de que su familia se encuentre bien.